Padre de Yaneisy: ‘Me mataron a mi pequeña por un descuido de esa mujer’

0
589

Ramón Antonio Espinal Pérez (Checo), padre de la menor de cuatro años Yaneisy Rodríguez, quien fuera violada y asesinada, exigió “que le apliquen la pena máxima a los criminales”.

“Mi pequeña, ahora quién me va a bailar, quién me va a dar un abrazo como tú me lo dabas y me besabas”, decía entre sollozos Pérez Espinal en el cementerio de la sección las Charcas, donde fueron sepultados la tarde de este jueves los restos de la niña de cuatro años.

Previo al sepelio de la menor, se produjeron discusiones y altercados entre Leticia Mercedes Rodríguez, abuela materna de la menor y parientes de Ramón Antonio Espinal Pérez, ya que éstos alegan que la madre y demás familiares de la infante, habrían actuado con negligencia.

La niña fue reportada desaparecida luego que su madre la enviara sola al colmado en horas de la noche del pasado 4 de enero. Su cadáver fue hallado la mañana de ayer en las inmediaciones de un vertedero, próximo al lugar que residía.

Por el crimen de la niña fueron apresados un menor de 16 años, cuyo nombre se omite por razones legales, y Franklin Fernández Cruz (Guile ), de 31 años de edad, quienes fueron puestos a disposición del Ministerio Público, de acuerdo a lo informado por el coronel Juan Guzmán Badía, vocero policial en Santiago.

El menor envuelto en el crimen tiene un proceso judicial abierto por abuso sexual contra una menor pariente suya.

SEPARADOS

Ramón Antonio Pérez Espinal (Checo), un agricultor que vive de sembrar frutos menores y criar aves y cerdos, lleva más de un año separado de Yanery, con quien procreó tres hijas, Yaneisy (la víctima), Ginet y Yanet, de ocho y seis años respectivamente.

Mientras se realizaba el sepelio de la menor, en un momento se oyó decir a Checo, “me mataron a mi pequeña por un descuido de esa mujer”, refiriéndose a Yanery.

La madre de la menor permaneció varios días detenida en el Comando Regional Cibao Central, pero fue puesta en libertad la noche ayer, luego del hallazgo del cadáver de la niña.